Financiera

ECUADOR: Ariana Grande promete dar un concierto benéfico en Manchester

ECUADOR: Ariana Grande promete dar un concierto benéfico en Manchester

"Era alguien que los servicios de inteligencia conocían y estoy segura de que cuando esta investigación concluya sabremos más", dijo la ministra de Interior, Amber Rudd.

El atentado en Manchester es el más mortífero que ha sufrido el Reino Unido desde la cadena de explosiones que causaron 56 muertos -incluidos cuatro terroristas- en el metro y un autobús de Londres en julio de 2005.

La primera ministra británica, Theresa May, ordenó desplegar al Ejército para colaborar en tareas de seguridad.

Ariana Grande regresó a los Estados Unidos en un jet privado después de haber suspendido su gira europea por el atentado al finalizar su concierto en Mánchester.

Un hombre de 23 años ya fue arrestado en conexión con el incidente y se espera se produzcan más arrestos y allanamientos.

Las autoridades están estudiando la frecuencia con la que Abedi viajó a Libia, que ha registrado una eclosión de grupos armados islamistas desde el derrocamiento y asesinato del exdictador Moamar Gadafi en 2011. No proporcionó más detalles, pero apuntó que no está claro si Abedi pertenecía a una célula más grande.

Consejo de Seguridad: Uruguay pidió castigo para gobiernos que bombardeen objetivos civiles
Además, pidió que el Consejo de Seguridad también "asuma su responsabilidad" e imponga sanciones a los responsables o remita casos a la Corte Penal Internacional (CPI).

Rudd dijo que hasta 3 mil 800 soldados serán desplegados en las calles de Gran Bretaña, lo que permitirá a la policía concentrarse en realizar patrullas y trabajos de investigación.

La responsable británica de Interior se quejó después de que funcionarios estadounidenses filtraron información sensible sobre Abedi a la prensa de su país.

"Es irritante si sale de otras fuentes, y he sido muy clara con nuestros amigos que no debería volver a ocurrir", añadió.

Además de los fallecidos, 119 personas están siendo atendidas por las heridas sufridas en el ataque, dijo el miércoles Jon Rouse, funcionario de sanidad de la ciudad de Manchester. De los 59 heridos, 12 son niños. El objetivo es "hacer de nuestra ciudad un lugar lo más hostil posible para que los terroristas planifiquen y actúen", dijo la jefa de la policía de Londres, Jane Connor.

La "realidad" de la situación es que la Policía debe estar lista para responder con rapidez con agentes armados, que ya forman parte de las patrullas, agregó.