Deportes

Árbitros podrán suspender partidos por grito de '¡eh puto!'

Árbitros podrán suspender partidos por grito de '¡eh puto!'

El ex futbolista holandés señaló que los árbitros fueron instruidos para que sean más rigurosos: "Probablemente adicionemos mas tiempo".

Los árbitros que serán parte de la Copa Confederaciones que se inicia este mes tendrán la facultad de terminar un partido por el comportamiento discriminatorio de los aficionados, como parte de un procedimiento de tres pasos para promover el juego limpio durante el torneo, dijo la FIFA.

El holandés, que no detalló cuántos minutos adicionales podría haber en los partidos, explicó que la FIFA persigue el objetivo de que los encuentros tengan menos interrupciones y se puedan ver juegos más fluidos. "Queremos más acción", agregó Van Basten.

Portugal y México se enfrentarán en lo que será su primer partido dentro de la fase de grupos de la Confederaciones 2017.

Fernández vuelve a la política con nuevo frente 'Unidad Ciudadana'
De este modo Randazzo competiría, dentro del PJ, con el intendente Mario Ishii , quién el miércoles se anotó para la carrera. La condición es que haya una lista única, sin competencia interna en las PASO , escenario que rechazan cerca de Randazzo .

Como parte de la estrategia denominada "Play Fast" ("Juego Rápido"), los jueces serán más estrictos también con los tiempos de celebración de los goles y con el cálculo de la regla de los seis segundos. La norma, que casi nunca se sanciona en la práctica, se refiere al tiempo máximo que se le permite a los arqueros retener el balón.

Además, Van Basten explicó que los árbitros serán más severos con las protestas en masa y las gesticulaciones de los jugadores. "Es algo que la FIFA quiere eliminar del juego", concluyó.

Los colegiados podrán detener el partido por unos momentos en caso de discriminación para que se anuncie por los altavoces de la instalación que se detenga esa conducta.

La Copa Confederaciones, considerada un ensayo general para la Copa del Mundo, es un certamen que reúne cada cuatro años a los campeones continentales, al campeón mundial y a un país anfitrión.