Internacional

Real Madrid expresa "confianza plena" en la inocencia de Cristiano Ronaldo

Real Madrid expresa

La Fiscalía, que cita en su denuncia la reciente sentencia del Tribunal Supremo contra el futbolista del FC Barcelona Lionel Messi, subraya que Ronaldo se aprovechó de una estructura societaria creada en 2010 para ocultar al fisco las rentas generadas en España por los derechos de imagen, algo que supone un incumplimiento "voluntario" y "consciente" de sus obligaciones fiscales en España, según indicó el diario Marca.

Cuando surgió la investigación a raíz de los documentos filtrados por Footballeaks, la agencia de representación de Ronaldo, Gestifute, distribuyó un comunicado en el que aseguró que "el jugador se encuentra al corriente en sus obligaciones fiscales desde el inicio de su carrera profesional", aclarando que "no está ni ha estado jamás implicado en ningún problema con las autoridades fiscales de ningún país".

En su escrito enviado a los Juzgados de Instrucción de Pozuelo de Alarcón, el Ministerio Público le acusa de cuatro delitos contra la Hacienda Pública cometidos entre 2011 y 2014 y que suponen un fraude tributario de 14 millones 768 mil 897 euros. La Fiscalía denuncia que la declaración del Impuesto Sobre la Renta entre 2011 y 2014 del portugués reflejaban unos 11,5 millones de euros por concepto de explotación de su imagen, cuando las rentas verdaderas fueron de casi 43 millones de euros.

Ronaldo empleó una empresa en las Islas Vírgenes como "pantalla para ocultar a la Agencia Estatal de la Administración Tributaria la totalidad de los ingresos obtenidos por el denunciado", añadió el texto oficial.

Ronaldo es una de las mayores estrellas del futbol europeo y ha ayudado al Real Madrid a ganar dos títulos seguidos de la Liga de Campeones, además de ganar la Eurocopa con Portugal.

Según la información del portal "Cmjornal", la mujer que prestó su vientre fue seleccionada a través de un catálogo y que fue obligada a firmar un contrato en donde renunciaba a los derechos de los bebés.

El portugués ya tiene una investigación abierta por parte de la fiscalía española.