Financiera

Abogados de CR7 afirman que su cliente pagó de más a Hacienda

Abogados de CR7 afirman que su cliente pagó de más a Hacienda

El crack portugués le habría confesado al capitán del club que quiere dejar el Bernabéu porque no lo defendieron tras las acusaciones de fraude fiscal.

En España les permiten crear sociedades para manejar sus derechos de imagen, pero sólo el 15 por ciento de sus ingresos puede ser declarados a través de ellas, donde los impuestos son 20 por ciento más bajos. La cantidad defraudada asciende a 3.304.670 euros: 1.611.537 euros correspondientes a 2011 y 1.693.133 euros, a 2012. Cuatro años después, la sociedad irlandesa suscribió con Polaris Sports Limited, que tenía el mismo domicilio social, un contrato de representación para que buscara y negociara contratos comerciales.

Dichos delitos se habrían cometido durante los ejercicios 2011 y 2012.

Mourinho, un reconocido estratega, empleó una fórmula similar "para hacer opacos los beneficios procedentes de sus derechos de imagen", al triangular la explotación de sus derechos de imagen mediante tres empresas, pero la principal de ellas, Kooper Services, pertenece a Kaitaia Trust, con sede en Nueva Zelanda y de la cual el portugués es dueño, y su esposa e hijos los beneficiarios.

La Hacienda española ha puesto en el punto de mira a los deportistas de élite que se aprovechan de complejas estructuras societarias para evitar sus obligaciones fiscales, y el último de ellos ha sido José Mourinho, en el mismo día en que se anunció que Cristiano Ronaldo tendrá que comparecer el 31 de julio ante los tribunales.

El 23 de julio de 2014, Hacienda informó al portugués de que se le iban a investigar sus declaraciones de IRPF de los ejercicios 2010-2012 y de No Residentes de 2013.

Otro argentino del mismo equipo, Javier Mascherano, aceptó en enero pasado un año de cárcel por defraudar 1,5 millones de euros (1,7 millones de dólares), que entregó a Hacienda, con una multa de 815.00 euros (945.000 dólares). Además se indicó que se presentó en el expediente documentación relativa a gastos de la sociedad que no se corresponden con la realidad.