Tecnología

Facebook te espía cuando no estás en la aplicación

Facebook te espía cuando no estás en la aplicación

El Economista agrega que Onavo trata de saber qué hace el usuario cuando no está utilizando Facebook, ampliando de esta forma el dominio sobre el comportamiento de los usuarios para establecer nuevos patrones de uso.

La realidad, según cuenta The Wall Street Journal, podría ser bien distinta.

El asunto no sería nada raro -mal que mal, competir con Facebook hoy en día es en extremo difícil- excepto que la compañía de Mark Zuckerberg sabía desde hace mucho tiempo lo que pasaba con Snapchat. ¿Y cómo? Onavo, a través de su aplicación Onavo Protect, ofrece compresión de datos a los usuarios a cambio recopilar sus actividades y utilizarlas para fines como los anteriormente descritos.

El informe advierte que para instalar la app, se requieren permisos para redireccionar el tráfico de cualquier usuario hacia los servidores de Facebook cuando este hace uso de internet.

Onavo es el nombre de esta app que recopila información acerca de las aplicaciones a las que el usuario accede.

La política de privacidad de la empresa indica que la información que reciben los datos de todo el tráfico de datos móviles del dispositivo esto con el fin de "operar y mejorar los servicios, desarrollar nuevos productos, analizar el uso de las nuestras y otras apps, para anuncios y actividad relaciones, y para otros propósitos", de acuerdo con especialistas en las mismas se debería de informar que estos datos podrian ser usados por Facebook y al no hacerlo se esta obrando de manera poca ética.

Gracias a todo esto, Onavo Protect habría sido una pieza clave dentro de la enrevesada maquinaria de Facebook para hacer efectivos algunos de los hitos más importantes de la compañía norteamericana en los últimos años.

Desde Facebook se afirma que en todo momento está claro a lo que se expone el usuario cuando se descarga la aplicación, sin ser algo que se salga fuera de lo normal que se ha realizado durante años en el mercado de la investigación y monitorización de tráfico.

A través de la información recopilada por Onavo se pudo conocer la enorme popularidad de este servicio, lo cual despertó el interés de Facebook para la compra que finalmente efectuó por casi US$22.000 millones.