Internacional

Vicepresidente de USA abandona juego de futbol americano

Vicepresidente de USA abandona juego de futbol americano

El vicepresidente estadounidense Mike Pence abandonó el partido entre 49ers de San Francisco y los Potros en Indianápolis el domingo luego que una docena de jugadores de San Francisco se arrodilló durante la interpretación del himno nacional.

Pence publicó en su cuenta de Twitter una fotografía al lado de su esposa y dijo que estaban "orgullosos de levantarse - con nuestros @Colts - por nuestros soldados, bandera e Himno Nacional".

Los jugadores de la NFL que se han manifestado durante el himno nacional desde la campaña pasada dijeron que protestan contra la brutalidad policiaca y racismo, no contra la bandera o el himno.

Varios jugadores de los San Francisco 49ers se arrodillaron hoy mientras sonaba el himno, en línea con protestas similares que se han vivido en partidos de la NFL desde hace semanas.

"En un momento cuando muchos estadounidenses están inspirando a nuestra nación con su valentía, determinación y resistencia".

Prensa hondureña acusa al silbante mexicano César Ramos de robo
Carlos Costly , delantero de la escuadra hondureña no se quedó con el coraje y arremetió contra el árbitro mexicano en su cuenta de Twitter. "6 minutos Árbitro pícaro!"

"El presidente (Donald) Trump y yo no dignificaremos ningún evento que falte al respeto a nuestros soldados, a nuestra bandera o a nuestro himno nacional", advirtió Pence.

Pence, antiguo gobernador de Indiana, formaba parte de la celebración hacia Peyton Manning, el retiro de su número e inducción al Ring of Honor de los Colts durante el duelo del domingo. Sin embargo, esta vez se quedó con las ganas de disfrutarlo.

Luego de que el Vicepresidente abandonara el partido, Trump indicó en Twitter que habría pedido al funcionario que abandonara el estadio si algún jugador se arrodillaba.

Pence es un destacado aficionado a los deportes y se hallaba en el segundo evento importante al que acude en su estado natal desde que asumió el cargo en enero. Ese gesto simbólico surgió el año pasado en protesta por la violencia policial contra minorías raciales.