Tecnología

Investigan causa de caída de avión ruso

Investigan causa de caída de avión ruso

Tras el accidente del avión ruso marca AN-148 suscitado en Moscú, los pilotos de la nave podrían haber obtenido información incorrecta sobre la velocidad del vuelo a causa del congelamiento de los equipos, aseguró la comisión investigadora del caso.

Los datos erróneos se deberían a la congelación de los censores de velocidad, según la información extraída por los investigadores del análisis de las "cajas negras" recuperadas en el lugar del siniestro.

Asimismo, explicaron que la grabadora de la caja negra del avión reveló que los sistemas de calefacción de los tres medidores de presión se encontraban desconectados.

En su informe, el CIEA indica que la discrepancia de datos de velocidad se manifestó dos minutos y medio después del despegue, a una altitud de 1300 metros, cuando la velocidad era de 470 kilómetros por hora. Estos medidores se encargan de avisarle a los pilotos a qué velocidad se encuentra el avión.

El MAK ahora tendrá que revisar las grabaciones de voz para saber cuáles fueron las acciones de los pilotos ante la alarma de colisión.

El avión, un birreactor Antonov An-148 de la compañía rusa Saratov Airlines puesto en servicio en 2010, se estrelló cerca de la capital rusa tras despegar del aeropuerto de Domodedovo rumbo a Orsk, en los Urales, en la frontera con Kazajistán. Transportaba a 65 pasajeros y seis miembros de la tripulación.