Deportes

Venden 17% del Atlético de Madrid a magnate israelí

Venden 17% del Atlético de Madrid a magnate israelí

De esta manera, el consorcio inmobiliario chino Wanda deja de formar parte del accionariado del Atlético, al que ingresó en enero de 2015 comprando el 20 por ciento de las acciones por 45 millones de euros.

La sociedad china Dalian Wanda Group ha acordado vender su participación del 17 por ciento en el club Atlético de Madrid a Quantum Pacific, una sociedad controlada por el magnate israelí Idan Ofer, informó el miércoles el club español en un comunicado.

El Atlético explicó que la operación se completó "de mutuo acuerdo con los accionistas mayoritarios del club", que son el presidente del club, Enrique Cerezo, y su consejero delegado, Miguel Ángel Gil.

Con esta operación, que requiere la autorización del Consejo Superior de Deportes (CSD) el grupo dirigido por el israelí Idan Ofer, que ya entró al club en noviembre de 2017 al comprar el 15 por ciento del club por 50 millones de euros, pasará a controlar casi un tercio del capital social del elenco madrileño.

"Wanda mantiene su apoyo como patrocinador del club, en el que destaca el nombre del estadio rojiblanco, el Wanda Metropolitano, que continuará en las próximas temporadas, y también el ambicioso proyecto educativo y de formación de niños y jóvenes, en el que ambas entidades llevan colaborando desde hace 6 años de forma muy exitosa, y que ha convertido a nuestra Academia en un modelo de trabajo y resultados a nivel global", añade el comunicado.

La salida de Wanda del Atlético de Madrid no significa una ruptura entre ambas entidades.

El Dalian Wanda Group tenía el 17 por ciento de las acciones en el club español, que actualmente ocupa la segunda posición en la Liga Santander de España.

La venta al magnate israelí se enmarca en las desinversiones por US$16.000 millones que Wanda ha anunciado desde el año pasado.

La compañía es una de las damnificadas por la decisión del Gobierno chino de cerrar el grifo de la banca pública a sus grandes empresas para financiar sus compras, muchas de ellas en el exterior.