Salud

Trabajan horas extra para que compañero cuide a su hijo enfermo

Trabajan horas extra para que compañero cuide a su hijo enfermo

En total, eran más de 18 meses de trabajo extra. Este alemán se había quedado viudo justo cuando su hijo Julius, de tres años, empezaba el tratamiento contra la leucemia. Cuando estaba por salir y regresar a su casa en la ciudad de Fronhausen, su mamá murió a causa de una enfermedad cardiaca. Andreas Graf lo sabía muy bien. Luego de dos semanas, la recaudación fue de 3 mil 264.5 horas, lo que permitió a Graf tomarse más de un año de vacaciones pagadas y así cuidar de su hijo enfermo.

Meier dijo que también se sintió abrumada por la respuesta: "No hay una sola persona que no haya donado".

Independiente le ganó al "Bicho" y se metió en la pelea
En tanto, Leonardo Pisculichi se entrenó de manera diferenciada toda la semana y aún no retornará al equipo. El objetivo es entrar a las Copas en 2019.

"Sin esta tremenda ayuda, ya me habría quedado sin trabajo", afirma Graf, quien destaca que estará eternamente agradecido con sus colegas y con la empresa. Después de la quimioterapia, Julius, que cumplió cinco años a finales de febrero, ahora se siente lo suficientemente bien como para regresar pronto a la guardería.

Pero desde el departamento de recursos humanos de la compañía propusieron a los demás trabajadores una fórmula para ayudar a Graf: quien quisiera, podría trabajar horas extra y ceder ese tiempo a su compañero, para que pudiera atender a Julius. Según han contado los responsables de la compañía al diario local 'Oberhessische Presse', "no hubo ni un solo empleado que no colaborara", ni siquiera aquellos que no conocían a Graf.