Internacional

Culpa a Rusia del ataque al exespía

Culpa a Rusia del ataque al exespía

Y en el Senado ruso vincularon las incriminaciones de la primera ministra británica con las elecciones presidenciales rusas del domingo, en las que Putin buscará la reelección.

La primera ministra añadió que la sustancia se incluye en el grupo químico conocido como "Novichok" y después del examen en el Laboratorio Porton Down cerca a Salisbury, se descubrió que el producto químico fue producido previamente por Rusia y que este país aún podía reproducirlo.

El gobierno británico impuso un ultimátum al gobierno ruso que concluye la medianoche de este martes para que explique el envenenamiento con un gas nervioso a un exespía ruso que se encuentra hospitalizado.

Durante su intervención, que se produjo poco después de una reunión que mantuvo con el Consejo Nacional de Seguridad, la primera ministra recordó que Rusia produjo anteriormente el Novichoc y que -a pesar de la prohibición internacional- conserva la capacidad de seguir fabricándolo.

May dijo que Gran Bretaña considerará medidas fuertes en caso que las explicaciones rusas resulten insuficientes, aunque no dio más detalles.

Roberto Ampuero: "Alejandro Guillier defenderá la posición de Chile en La Haya"
Igualmente, Ampuero recordó que será acompañado a los alegatos de La Haya por 9 parlamentarios de un grupo políticamente transversal, en el que está Guillier.

"Francamente, me sorprendería que ella no apunte con un dedo hacia el Kremlin", comentó Tom Tugendhat, presidente de la comisión de Asuntos Exteriores en la Cámara Baja. Que las autoridades británicas "lleguen hasta el fondo de las cosas allí, luego discutiremos", respondió al corresponsal de la BBC. "Hay solo dos explicaciones plausibles sobre lo que ocurrió en Salisbury el 4 de marzo: o fue un acto directo del Estado ruso contra nuestro país, o el gobierno ruso perdió control de este agente nervioso potencial y castróficamente dañino", dijo. Siguen en estado crítico en un hospital.

Rusia calificó de "espectáculo circense" las acusaciones de May y reclamó al Reino Unido esclarecer qué es lo que pasó con Skripal antes de hacer conjeturas.

El diputado y ex agente del KGB Alexandr Lugovói, acusado por Londres de haber envenenado a Litvinenko con polonio radiactivo, también descalificó las afirmaciones de May, de las que dijo que eran, "como mínimo, irresponsables". La conclusión es evidente: "es otra campaña política y mediática basada en una provocación", dijo Maria Zakharova, vocera del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, citada por Sputnik.

Skripal fue un militar ruso que fue condenado por la justicia de su país a 13 años de cárcel por "alta traición en forma de espionaje" por revelar al servicio de inteligencia británico, MI6, los nombres de agentes rusos trabajando de manera encubierta en Europa. "Estos y muchos otros murieron en extrañas circunstancias en territorio británico".