Internacional

Veta Rusia investigación sobre ataques químicos en Siria

Veta Rusia investigación sobre ataques químicos en Siria

Desde que en noviembre pasado Rusia vetó la continuidad del mecanismo conjunto de la ONU y la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) para determinar quién está detrás de repetidos ataques con armas químicas comprobados en Siria a partir de 2013, cuando supuestamente el país se desarmó ante los ojos del mundo, Washington y las potencias europeas piden reactivarlo.

La portavoz aseguró que Trump baraja "una amplia gama de opciones" para responder al ataque y "disuadir" al régimen sirio de ese tipo de acciones, y dejó entrever que podría haber un ataque militar, algo que el Pentágono no ha descartado.

"La Historia registrará este como el momento en el que el Consejo de Seguridad cumplió con su deber o demostró su fracaso total y completo para proteger a los sirios".

El proyecto de resolución de Rusia se votó después de que Moscú vetara una propuesta diferente de Estados Unidos para crear un mecanismo con responsabilidades parecidas, presentada después del supuesto ataque químico del pasado fin de semana en la localidad de Duma.

Seis miembros del consejo se abstuvieron, cinco votaron en contra y cinco lo hicieron a favor, lejos de los nueve necesarios para aprobar una resolución.

EEUU más temprano solicitó celebrar una votación en el Consejo de Seguridad sobre su iniciativa para crear un nuevo mecanismo de investigación de ataques químicos en Siria.

La resolución propuesta el martes por Rusia, mientras, fue rechazada por todas las potencias occidentales al considerar que no permitía establecer una investigación independiente ni atribuir responsabilidades.

Prisión preventiva para acusado de abusar de la hija de su pareja
La defensa de Espinel , Kléver Siguencia, anunció que ya se le ha tomado su versión y afirmó que la audiencia de formulación de cargos será este sábado a las 14h00.

Rusia planteaba que el Consejo de Seguridad, donde tiene poder de veto, pudiese decidir qué expertos participarían en la investigación y controlar el resultado final de las pesquisas.

Del otro lado de la mesa, el embajador ruso ante la ONU, Vasili Nebenzia, fue categórico al negar cualquier ataque químico por parte del Ejército sirio o sus aliados, como ya lo había hecho su presidente, Vladimir Putin, horas antes en una conversación telefónica con la canciller alemana, Angela Merkel.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, declaró el domingo que los responsables de ese ataque químico en Siria van a pagar un alto precio por su atrocidad.

"Han estado buscando una excusa todo este tiempo", dijo Nebenzia a Haley.

Según la Sociedad Médica Siria Americana (SAMS, en sus siglas en inglés) y la Defensa Civil Siria, ambas organizaciones apoyadas por EE UU, al menos 42 personas fallecieron el sábado con síntomas de haber sufrido un ataque químico en Duma.

Esa decisión está siendo consultada con Francia y el Reino Unido, que también insistieron hoy en la necesidad de actuar dado que Rusia no permite acciones desde el Consejo de Seguridad.