Financiera

China considera inaceptable nueva ronda de aranceles impuestos por EU

China considera inaceptable nueva ronda de aranceles impuestos por EU

Primero, Estados Unidos aprobó una serie de aranceles a productos chinos importados por valor de 34,000 millones de dólares, e inmediatamente después China respondió con una medida similar por el mismo valor a productos estadounidenses (esencialmente agrícolas).

"Los participantes del mercado reaccionaron al hecho de que el principal socio comercial de Japón es China, seguido de Estados Unidos, por lo que una guerra comercial entre ambos países podría tener efectos adversos sobre la economía japonesa", acotó el Banco Base.

"Como consecuencia de las medidas chinas, el presidente (de EE.UU., Donald Trump) ordenó que se inicie el proceso de imposición de aranceles del 10 % a un adicional de los 200 000 millones de dólares a las importaciones chinas", se lee en el comunicado difundido por el representante estadounidense de Comercio, Robert Lighthizer.

China, agrega el Ejecutivo de Xi Jinping, ha subrayado repetidamente que las "fricciones y disputas comerciales deben solucionarse mediante diálogos, consultas y comunicaciones, con respeto mutuo y acorde a las reglas multilaterales del comercio dentro del marco de la OMC".

El pasado 15 de junio, Washington anunció que impondría aranceles del 25% a productos chinos, lo que equivaldría a unos 50.000 millones de dólares.

Este martes, Lighthizer apuntó en una nota que el anuncio de la preparación de la nueva lista de sanciones es una respuesta a la represalia china.

'Plan de choque' para proteger líderes sociales | Colombia
Así mismo, se contará con un presupuesto mayor ampliar esquemas individuales para los líderes y se implementará la Ruta Colectiva de Riesgo.

Washington acusa a China de hacer uso de prácticas abusivas con el fin de superar el dominio tecnológico de Estados Unidos.

"Durante más de un año, la administración Trump ha instado pacientemente a China a que abandone sus prácticas desleales, abra su mercado y participe de una verdadera competencia de mercado", dijo en su comunicado el Gobierno norteamericano. "Lamentablemente, China no ha cambiado su comportamiento, un comportamiento que pone en riesgo el futuro de la economía de EEUU", añadió la oficina comercial. "No hay justificación para tales acciones".

Pekín no ofreció detalles de inmediato sobre el importe y la naturaleza de sus medidas de represalia, aunque la agencia oficial Xinhua precisó que se habían impuesto "derechos aduaneros complementarios" a productos estadounidenses.

El ministerio chino de Comercio ha calificado la decisión de "totalmente inaceptable", ha anunciado "represalias" y una nueva demanda ante la Organización Mundial del Comercio (OMC).

De cualquier forma, en 2017 China importó productos estadounidenses por aproximadamente unos 135.000 millones de dólares, de forma que si el gigante asiático adopta una medida equivalente afectará la integridad de sus compras a Estados Unidos.