Internacional

El expresidente de Ecuador solicita asilo en Bélgica

El expresidente de Ecuador solicita asilo en Bélgica

"Como no nos pueden ganar en las urnas, como no nos pueden derrotar, buscan todas estas excusas tremendamente graves", asegura Correa en una entrevista en Bélgica, donde reside desde su marcha del poder.

Correa, quien gobernó Ecuador entre 2007 y 2017 reaccionó así a la decisión que tomó el miércoles la jueza Daniella Camacho, de la Suprema Corte de Ecuador, de llamarlo a juicio por su presunta participación en el secuestro de un opositor en 2012 en Colombia.

El abogado de Balda, Felipe Rodríguez, asegura que, en caso de que Correa sea juzgado y declarado culpable de secuestro, se enfrentaría a una pena de prisión de entre siete y nueve años.

El político añadió que la sentencia judicial para que el expresidente Rafael Correa sea llevado a juicio, no es una "victoria" sino un "momento de consternación" y una "señal de advertencia".

Desde Bélgica, país de donde es oriunda su esposa, Correa niega cualquier implicación en los hechos, denuncia la falta de imparcialidad de la justicia y acusa a su vicepresidente de 2007 a 2013 y actual jefe de Estado, Lenín Moreno, de orquestar un complot en su contra. De no presentarse, no podría volver al país durante siete u ocho años hasta que el delito prescriba.

Correa descartó un eventual regreso a Ecuador para el juicio, al que califica como un "fraude total".

En las afueras de la Corte, que estuvo resguardada por policías, varias decenas de personas se concentraron para expresar su respaldo a Correa y lanzar gritos contra Moreno, sin que las autoridades hayan reportado incidentes. Es una verdadera pesadilla.

Trump dice que si los demócratas le investigan, el "Gobierno se paralizará"
Ese es Donald Trump quien, además de mejorar la economía y empeorar la vida democrática, es un genio de la comunicación.

Sus consejeros jurídicos en el país europeo denunciaron en septiembre ante el Relator Especial de la Organización de las Naciones Unidas sobre la independencia de jueces, fiscales y abogados, el peruano Diego García-Sayán, una "persecución judicial contra Correa por cuestiones políticas".

"También vamos a ir al sistema interamericano, pero (.) había que esperar esta última etapa".

"Si lo hubiera aceptado ya tendríamos la alerta roja. Y lo rechaza por ser un caso evidentemente político, es de libro de texto, es una persecución política", subrayó.

A preguntas de la AFP Interpol, con sede en Lyon (Francia), indicó que no informan sobre "casos individuales" y recordó que sólo un 30% de sus circulares rojas se publican en su página web.

Rafael Correa habría iniciado el trámite días antes de que la justicia de su país emitiera una orden de arresto nacional e internacional contra él, pudo saber la AFP.

Para el ex mandatario socialista, las acciones en su contra forman parte de una estrategia regional, basada en un "acoso judicial terrible, el famoso 'lawfare' [Guerra jurídica]" por parte de las élites locales "conectadas con las de los países hegemónicos".