Internacional

Al menos 95 muertos en el ataque a una aldea en Mali

Al menos 95 muertos en el ataque a una aldea en Mali

Un centenar de personas murieron este lunes en un ataque armado al poblado de Sonankoubou, en pleno centro de Mali (África occidental), según fuentes en la región y a falta de informaciones oficiales.

La etnia dogón fue objetivo de un ataque de hombres armados en Mali.

Hasta el momento nadie se ha responsabilizado de la masacre en el pueblo de Sobane, pero ocurre en medio de crecientes tensiones entre las etinas dogon y peuhl, que habían amenazado con vengarse tras una masacre en marzo en la aldea de Ogossagou donde murieron 150 personas y que fue atribuida a los dogones.

Asaltantes armados incendiaron la aldea y dispararon contra los habitantes que intentaban escapar de las llamas, explicó el alcalde de Sangha a la corresponsal de FRANCE 24 en Bamako, Christelle Pire.

El funcionario informó que fueron encontrados carbonizados los cuerpos de 95 personas y que faltan varios aldeanos más.

Papelón en el In Memoriam de los Martín Fierro
No fueron humanos sino que obedecen a una máquina que no respondió a las indicaciones. El homenaje volvió a emitirse con los nombres de Bredeston y otros "olvidados".

Por su parte, el alcalde de Bankass, aldea vecina de Sangha, Moulaye Guindo, dijo a la agencia Reuters que los peuls descendieron del poblado que gobierna al anochecer para emboscar a los dogón.

En aquel caso se trató de un poblado de etnia "peul" y la autoría se atribuyó a los cazadores "donzos", de etnia dogon y opuestos a los peuls por el control de las tierras.

Tras conocerse este último ataque, la milicia ha publicado un comunicado en el que condena "este acto terrorista y genocida intolerable" e invita a los residentes del conocido como 'país dogon' a movilizarse "para la defensa de su territorio" al igual que a las autoridades y a la comunidad internacional. Hasta el momento, no ha habido reivindicaciones de los hechos.

De acuerdo con un reciente informe de la ONU, esta violencia interétnica dejó entre enero y mayo 250 muertos en Malí, sin contar las acciones que a su vez perpetran los grupos yihadistas.

La pasada semana el Consejo de Ministros de Malí prorrogó hasta mayo de 2020 -ya es la segunda prórroga- el mandato de los diputados del parlamento, al constatar la imposibilidad de celebrar elecciones "regulares y transparentes" por la inestabilidad que azota al país.